Cómo Cultivar Marihuana en Interior: Lo que Necesitas Saber

Comments · 41 Views

El cultivo de plantas de marihuana en interiores es un juego totalmente diferente. Es necesario tener una circulación de aire, iluminación, ventilación, temperatura y humedad adecuadas.

El cultivo de plantas de marihuana en interiores es un juego totalmente diferente.   Es necesario tener una circulación de aire, iluminación, ventilación, temperatura y humedad adecuadas. No sólo estos, la disponibilidad de equipos adecuados también son importantes. Veamos ahora los criterios clave para saber como cultivar marihuanas en interior.

El espacio de cultivo: Cualquier espacio pequeño, habitación, una tienda de campaña es buena para el inicio de la producción de marihuana.

El Ambiente de Rendimiento Hospitalario: En ausencia de clima natural y de cualquier conexión con la naturaleza exterior, el rendidor debe convertirse en la parte. Se trata de regular la temperatura, la humedad y el flujo de aire en las diferentes etapas de germinación, siembra y floración.

Instalación pequeña pero ajustable: Siempre hay que empezar con algo pequeño. Seguro que se producen algunos daños colaterales y así se aprende "Cómo cultivar marihuanas en interior". Las plantas empiezan a crecer dos o tres veces más rápido en cuanto empiezan a florecer,.

Un espacio higiénico: El espacio de cultivo debe estar bien limpio, desinfectado y libre de gérmenes. De lo contrario, atraerá bacterias dañinas, patógenos, acumulación de moho, etc. La marihuana es una especie de "bioacumulador" que absorbe todo el entorno que la rodea. Por lo tanto, manténgalo completamente limpio y libre de cualquier tipo de contaminación.

Flujo de aire adecuado:  Hay que cuidar la ventilación y la aireación adecuadas, ya que no hay ninguna facilidad natural de flujo de aire dentro de la habitación. La ventilación y la circulación adecuadas favorecen el crecimiento de las plantas regulando el calor y la humedad, fortaleciendo los tallos, suministrando suficiente CO2, previniendo plagas y enfermedades, etc.

La proporción correcta de luz y oscuridad: Cuando se cultiva en interiores, la luz desempeña un papel importante en el desarrollo de la calidad de las plantas. Por ello, se necesita una instalación de iluminación de muy buena calidad para su área de rendimiento en interiores. No está de más invertir la mayor parte de la inversión en un sistema de iluminación de alta calidad para la cosecha.

Polinización: Es la segunda opción más importante después de la iluminación. Es un factor clave para seleccionar los nutrientes adecuados y aplicarlos correctamente en el caso de cultivar cannabis sano y de primera calidad. Los siete nutrientes más esenciales que necesitan las plantas de cannabis son: potasio (P), calcio (Ca), magnesio (Mg), fósforo (K), nitrógeno (N), hierro (Fe) y cobre (Cu).

Alcance seguro:  Hay que mantener las plantas fuera del alcance de los niños y las mascotas para la seguridad de todos ellos. Pero tiene que ser fácilmente accesible para los adultos responsables para que las plantas puedan ser cuidadas adecuadamente.

Estos son prácticamente los pasos fundamentales para ayudar a uno a empezar a cultivar marihuana en interiores durante sus días iniciales. Siempre habrá una fase de formación, pero valdrá la pena el esfuerzo y será igualmente gratificante cuando uno vea los resultados positivos al final.

Comments